¡Verdades de Cuba!

Informaciones, comentarios, reportajes, entrevistas, análisis acerca de Cuba y el mundo.

Archivos diarios: septiembre 1, 2008

GUSTAV TOCA TIERRA EN ESTADOS UNIDOS

Gustav azota a los Estados Unidos

Gustav azota a los Estados Unidos

El ojo del huracán Gustav tocó tierra este lunes poco después del mediodía en la costa del Estado de Louisiana, en el sureste de EEUU, unos 110 km al suroeste de Nueva Orleans, convertida en una ciudad fantasma tras la evacuación preventiva de casi todos sus habitantes.
El Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EEUU, con sede en Miami, informó de que el ojo del Gustav llegó a tierra cerca de la localidad de Cocodrie y se desplazaba a una velocidad de 24 km/h. Aunque degradado a categoría dos (en una escala de uno a cinco), el NHC advirtió de que el ciclón continuaba siendo una amenaza “extremadamente seria”, pues podría provocar una subida de las aguas de entre tres y cuatro metros por encima del nivel normal.
Antes de tocar tierra, el huracán comenzó a azotar la costa del golfo de México con fuertes vientos y lluvias. Un total de dos millones de personas han abandonado sus hogares en el Estado de Louisiana, una evacuación descrita por los medios estadounidenses como la mayor de la historia del país.
Unos 750 guardias nacionales fueron movilizados a Nueva Orleans en previsión de eventuales operaciones de rescate para cerca de 10.000 ciudadanos irreductibles que se quedaron en sus hogares. El alcalde, Ray Nagin, dijo que la policía calculaba en 372.000 los evacuados.
Según el gobernador de Louisiana, Bobby Jindal, Gustav, que dejó más de 80 muertos a su paso por el Caribe, causó sus primeras víctimas el domingo en Luisiana: tres pacientes en estado crítico que murieron durante la evacuación de un hospital.
La zona todavía estaba recuperándose del mortífero paso del huracán Katrina en el año 2005, que dejó 1.500 muertos e inundó gran parte de Nueva Orleans.

EL HURACÁN

En la última reflexión, firmada el pasado martes 26 de agosto en horas de la tarde, cuando el huracán Gustav surgió inesperadamente, coincidiendo con la llegada de nuestra delegación olímpica, y amenazaba a nuestro territorio, escribí: “¡Suerte que tenemos una Revolución! Está garantizado que nadie permanecerá en el olvido… Una fuerte, enérgica y previsora Defensa Civil protege a nuestra población… La frecuencia e intensidad crecientes de estos fenómenos naturales demuestra que el clima cambia por culpa del hombre. Los tiempos exigen cada vez más consagración, más firmeza y más conciencia. No importa que los oportunistas y vendepatrias también se beneficien sin aportar nada a la seguridad y el bienestar de nuestro pueblo.”
Conozco los descomunales esfuerzos que la Revolución debe realizar cuando pasan por el territorio nacional los huracanes. Puedo añadir que Cuba cuenta con científicos agudos e insistentes como José Rubiera.
Cientos de millones de horas de trabajo se pierden en breve tiempo, cuando ráfagas de viento baten directamente centros económicos y sociales de extensas áreas del territorio nacional. Interminables lluvias acompañan a estos fenómenos naturales. Los ríos se desbordan, barren cuanto encuentran a su paso e inundan considerables zonas. Miles de instalaciones productoras de hortalizas, leche, huevos, carne de ave y de cerdo, sistemas sofisticados de riego, son seriamente dañados; decenas de miles de hectáreas de caña, granos proteicos, cereales y frutales próximos a cosecharse son derribados; escuelas, policlínicos, lugares de recreación y cultura, viviendas, techos, fábricas, almacenes, carreteras y puentes son golpeados por los vientos y las aguas. En esta ocasión, los vientos y las lluvias afectaron en mayor o menor grado a todas las provincias, al transitar el huracán por los mares próximos al sur del país y atravesarlo por la provincia más occidental con un radio de 30 kilómetros en el ojo y más de 450 en el diámetro de los vientos fuertes.
Nada es tan desolador como la destrucción y el daño que se observa después de un huracán. Cientos de miles de compatriotas se movilizan y trabajan intensamente en la fase ciclónica y de recuperación. Las reservas se reducen o agotan. Hoy más que nunca el golpe a los suministros de alimentos es costoso y sensible. Pero este es nuestro país, la parte que nos correspondió de nuestro planeta, y hay que desarrollarlo y defenderlo.
La tarea que tenemos por delante exige tiempo y experiencia. No se construye en un minuto la verdadera Cuba y su noble pueblo, que ha sido capaz de compartir con otros sus conocimientos e incluso parte de sus recursos y de su sangre. Por eso ha sido adversario imbatible frente al poderoso imperio, que ha ensayado contra nuestra patria todas sus armas.
Pero al mundo apenas se le habla de sus méritos y su extraordinaria lucha.
Hace dos días, el viernes 29, de once cables de prensa internacionales referidos a Cuba, ninguno hablaba del huracán que avanzaba sobre nuestra isla y del febril esfuerzo de nuestra Defensa Civil, con el apoyo generoso de millones de familias cubanas bajo la dirección de una aguerrida vanguardia política.
Uno de los cables, suscrito por la DPA, agencia alemana de noticias, comunicaba:
“Popular actor cubano llega a Miami: ‘Me fui porque me cansé.’”
De inmediato añade: “El popular actor de telenovelas Yamil Jaled llegó a Miami procedente de Cuba, para reunirse con su esposa cubanoamericana, informó hoy un diario local.
“Jaled trabajó en conocidas series dramatizadas en televisión, teatro y cine, en este último en superproducciones cinematográficas en Francia e Italia.”
“Graduado de actuación en el Instituto Superior de Arte (ISA) en 1997, Jaled comenzó su actuación profesional en el Teatro Rita Montaner, pero un año después se incorporó a la televisión.”
Después el cable dice que tiene 31 años, habla con amplitud de cualidades artísticas y de su paso triunfal por la televisión. Se hace eco así de un órgano de prensa yanqui destinado a la guerra mediática y las campañas contra Cuba. ¡Qué patriota, qué demócrata qué brillante ejemplo el que nos presentan como prototipo!, podríamos añadir los cubanos. De este modo se divulga al mundo un tipo mucho menos conocido e importante que el huracán Gustav.
Quieren hacer de él una vaca sagrada. Las convicciones más profundas, a prueba del tiempo y los vaivenes de la vida, no se alcanzan en un día. Hay que vencer antes muchas tendencias que llevamos dentro.
No odio a otros seres humanos, pero odio la vanidad, la egolatría, el egoísmo, la pedantería, la autosuficiencia, la ausencia de ética y otras inclinaciones con las que los seres humanos venimos al mundo, y sólo la educación y el ejemplo de los más sobresalientes en su batalla por ser mejores, triunfa e influye sobre nosotros. Hace falta un mínimo de filosofía sobre la necesidad de la modestia.
Hay vacas sagradas que pretenden equiparar a nuestros Cinco Héroes, brutalmente separados de su patria y de sus familiares más cercanos e íntimos, con los mercenarios justamente sancionados por traidores y nunca sometidos a ultrajes personales e inhumanos.
Lo que expongo en esta reflexión reafirma la convicción que deseo transmitir a mis compatriotas, de que sólo sobreviven las ideas justas defendidas con valor, dignidad y firmeza.

Fidel Castro Ruz
Agosto 31 de 2008
7 y 32 p.m.

HURACÁN GUSTAV MANTIENE EN VILO A ESTADOS UNIDOS

Muchos abandonan Nueva Orleans ante la amenaza de Gustav

Muchos abandonan Nueva Orleans ante la amenaza de Gustav

NUEVA ORLEANS.- Con el recuerdo de la tragedia provocada por el huracán Katrina aún fresco, cerca de dos millones de personas abandonaban ayer la ciudad de Nueva Orleáns y otras poblaciones costeras del golfo de México ante la inminente llegada del poderoso ciclón Gustav, que ya impactó de lleno la carrera hacia la Casa Blanca.
John McCain anunció la suspensión de la primera jornada de la convención republicana que el jueves lo proclamará formalmente como candidato a la presidencia, mientras que su rival demócrata, Barack Obama, prometió movilizar a sus donantes para asistir a los afectados.
Tras su devastador paso por el Caribe, el Gustav podría tocar hoy territorio norteamericano, y los candidatos analizan cada paso por seguir, tal vez en un intento por distanciarse de las duras críticas que recibió la demorada e ineficiente respuesta del presidente George W. Bush a la catástrofe del huracán Katrina, hace tres años.
“Por supuesto que éste es un momento para dejar de lado la mayor parte de nuestra política partidista”, dijo ayer McCain, que junto con su flamante compañera de fórmula, Sarah Palin, visitó el estado de Mississippi para supervisar los preparativos para hacer frente al temporal. “Vamos a suspender la mayoría de nuestras actividades excepto aquellas que sean absolutamente necesarias”, confirmó el republicano al ser interrogado sobre las versiones de que la convención, que comienza hoy en Minnesota, podría cancelarse.
En el primer día de la convención figuraban como oradores Bush y el vicepresidente, Dick Cheney. Pero el mandatario, que procura mejorar su imagen tras el paso del Katrina, visitará hoy la zona que será impactada por Gustav, y descartó su participación en la reunión partidaria. “El presidente y el vicepresidente han decidido no viajar debido al huracán”, señaló la vocera de la Casa Blanca, Dana Perino.
La convención también se verá afectada por la ausencia de los gobernadores de Luisiana, Florida y Texas, cuyos estados se encuentran en el posible trayecto del Gustav. Tampoco acudirá el gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, aunque en su caso por razones ajenas al huracán.
Entre los demócratas, Obama anunció ayer que movilizará a los integrantes de su larga lista de donantes para enviar dinero o voluntarios para combatir la amenaza del huracán.
“Tenemos una lista de correos electrónicos de unos dos millones de personas que quieren ayudar”, dijo Obama. “Pienso que podemos conseguir toneladas de voluntarios para viajar allá, si fuera necesario”, añadió.
En tanto, el huracán Gustav avanzaba ayer a través del golfo de México hacia Nueva Orleáns, que todavía se está recuperando de la devastación causada por el huracán Katrina, que en 2005 dejó cerca de 1800 muertos.
El alcalde de Nueva Orleáns, Ray Nagin, que definió a Gustav como “la madre de todas las tormentas”, ordenó la evacuación obligatoria para el margen occidental de la ciudad, más vulnerable a los huracanes.
Muchos pobladores, sin embargo, se habían adelantado al alcalde: se estima que casi dos millones de personas huyeron de Nueva Orleáns y otras ciudades costeras durante el fin de semana en colectivos, trenes, aviones y autos, lo que colapsó las autopistas del sur del estado de Luisiana.
Mientras los automovilistas huían a paso de hombre, policías y tropas de la Guardia Nacional recorrían la ciudad para evitar posibles saqueos o disturbios como los que siguieron al Katrina. Nagin además instituyó un toque que les permite a las autoridades arrestar a quienes no se encuentren en sus hogares.
Según el Centro Nacional de Huracanes (CNH), el ojo del Gustav estaba ayer por la tarde 435 kilómetros al sudeste de la desembocadura del río Mississippi. Durante la noche, bajó de la categoría 4 a la 3, pero los meteorólogos advirtieron que podría volver a ganar fuerza hoy, cuando posiblemente toque tierra. Según el CNH, el Gustav es un gran ciclón con vientos con fuerza de huracán que se extienden a 100 kilómetros de su centro y vientos con fuerza de tormenta tropical a 350 kilómetros por hora.
“Este es el momento para irse, tomen esto en serio. Algunos pronósticos dicen que es un huracán de categoría 3, pero puede ser mucho, mucho peor”, declaró el gobernador de Luisiana, Bob Jindal.
El Gustav llegará a las costas norteamericanas tras dejar una estela de muerte y destrucción en el Caribe.
En su paso por Haití, República Dominicana y Jamaica dejó 85 muertos, y ayer arrasó Cuba, donde no se registraron víctimas pero sí miles de casas destruidas, cultivos anegados, redes de electricidad y comunicación interrumpidas y derrumbes. Los vientos, los más fuertes en medio siglo en la isla, alcanzaron en algunos lugares hasta 340 kilómetros por hora.
En total, más de 300.000 cubanos debieron ser evacuados, mientras todo el occidente de la isla, incluida La Habana, permanecían ayer sin luz.

fUENTES: Agencias AFP, AP, EFE y Reuters

HURACÁN GUSTAV: PASO DEVASTADOR POR CUBA

Gustav destruyó o dañó a más de 86 mil casas en la provincia cubana de Pinar del Rio

Gustav destruyó o dañó a más de 86 mil casas en la provincia cubana de Pinar del Río

Lo importante es que estamos vivos, dijo una residente en la provincia de Pinar del Río al comentar los graves desastres causados por el huracán Gustav en la región más occidental de Cuba.
En una Mesa Redonda trasmitida por la televisión de Cuba, donde se evaluó los efectos del terrible torbellino, el coronel Miguel Angel Puig, Jefe del Departamento de Operaciones del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil, informó que la oportuna evacuación de más de 467 mil personas, atendidos por millares de compañeros en los refugios, posibilitaron que no se perdiera ni una sola vida.
Los daños principales en la Isla de la Juventud y en Pinar del Río, territorios más abatidos, se debieron sobre todo a los vientos, mientras que los embalses de las provincias centrales se favorecieron con la lluvia.
El coronel Puig reiteró las medidas de tránsito, higiénico-sanitarias y de disciplina ciudadana que se deben mantener tras el paso del huracán.

CONFIANZA EN LA RECUPERACIÓN

En las zonas afectadas por el devastador huracán Gustav, la población inició de inmediato las labores de limpieza de las calles, con la confianza de que la Revolución dará respuesta a cada afectación.
Por vía telefónica desde el municipio pinareño de Los Palacios, la presidenta del Consejo de Defensa Provincial, Olga Lidia Tapia, informó que el vicepresidente Carlos Lage se encontraba en el territorio evaluando los daños, que son graves en vivienda, electricidad, telecomunicaciones y agricultura.
También destacó el gran optimismo del pueblo. En igual sentido se pronunció la titular del Comité de Defensa Municipal de la Isla de la Juventud, Ana Isa Delgado, quien llamó a los lugareños a hacer una ínsula cada vez más bella.
La prensa internacional resaltó que Gustav, el huracán más potente del Caribe en el último medio siglo, ocasionó pérdidas millonarias en Cuba, pero ninguna víctima fatal.

Y SE HARÁ LA LUZ

El sistema eléctrico entre las áreas más afectadas por los vientos del huracán Gustav

El sistema eléctrico entre las áreas más afectadas por los vientos del huracán Gustav

Más de diez días podrá demorar el servicio eléctrico en la parte oriental de Pinar del Río, la más atacada por los vientos de Gustav, que derribaron ciento treinta y seis torres de alta tensión y las líneas de distribución en la zona.
En la Isla de la Juventud, donde el ciento por ciento de las instalaciones fueron dañadas, el servicio puede tardar aún más, informó a la Televisión Cubana el Director General de la Unión Eléctrica, Vicente de la O.
En la Ciudad de La Habana, que no fue tan agredida por el huracán, el inicio del curso escolar se retrasó para el martes dos de septiembre, y maestros y profesores de la capital deberán dedicar este lunes al reacondicionamiento de las escuelas, dijo David Lahera, del Consejo de Defensa Provincial.
Luis Carlos Góngora, Vicepresidente del Consejo de la Administración de Ciudad de La Habana se refirió a las tareas de saneamiento que la se acometen en la ciudad, donde manera paulatina se restablece el servicio eléctrico, el bombeo de agua y de gas manufacturado.

CUBA INMERSA EN LA RECUPERACIÓN

Con el positivo saldo que no se haya perdido una sola vida humana por las prevenciones adoptadas, los cubanos iniciaron las tareas de recuperación de los significativos daños causados por el paso del huracán Gustav.
Con cetegoria cuatro, el septimo organismo de la actual temporada ciclónica penetró al mediodía del sábado por el extremo oriental de la Isla de la Juventud, para lugar continuar su destructiva ruta hacia la occidental provincia de Pinar del Río, donde penetró por un punto conocido por Paso Real de San Diego.

Gustav dejó serios daños en la red telefónica

Gustav dejó serios daños en la red telefónica

Este domingo la Televisión Cubana mostró imágenes de los destrozos y afectaciones causados por el fenómeno meteorológico especialmente en viviendas, agricultura, centros escolares, comunicaciones, servicio eléctrico y transporte, entre otros.
Se informó que en Pinar del Río sufrieron daños más de 86 mil viviendas, 80 torres de alta tensión, 600 postes del servicio eléctrico, redes de comunicación telefónica y torres para la transmisión de emisoras de radio y televisión.
Igualmente, más de tres mil 400 casas de cuidado del tabaco, producción principal de esa provincia, 63 naves avícolas, una parte trascendente de los cultivos de plátano y la ganadería, datos todos proporcionados por la presidente del Consejo de Defensa provincial, Olga Lidia Tapia.
Los efectos del meteoro en el municipio especial de la Isla de la Juventud, al sur de Cuba, fueron devastadores, según Ana Isa Delgado, quien encabeza el Consejo de Defensa local.
La afectación en viviendas es casi total, fueron golpeadas las instalaciones de la industria alimentaria, las comunicaciones y el servicio eléctrico.
Mediante entrevistas y reportajes la Televisión de Cuba mostró la disposición de pobladores de las zonas afectadas para impulsar una recuperación que está recibiendo desde el primer momento, según señalaron, el apoyo de la dirección del gobierno nacional y de trabajadores y medios de otras provincias.
Finalmente, en Ciudad de La Habana, la menos dañada, ya está en funcionamiento el transporte urbano, se restableció la casi totalidad del servicio eléctrico e integralmente el de gas a las viviendas y se anuncia para el martes el reinicio de las clases en las escuelas.

A %d blogueros les gusta esto: